¿Habrá un Templo en Jerusalén con Holocaustos de Animales?

Por Thomas Williamson
3131 S. Archer Avenue
Chicago, Illinois 60608

 


HOME

Artículos en Español

Articles
Miller Time: The End of the World on October 22, 1844!
One People of God, or Two?
Prophecies of Book of Revelation Fulfilled in 18th Century America?
Are We Living in the Laodicean Age?
God's Land Grant to the Jewish People - Conditional or Unconditional?
Essays In Old Testament Prophecy
Should We Promote the "Left Behind" Theology
Temple in Jerusalem With Animal Sacrifices—Next Event on the Prophetic Calendar?
Between Iraq and a Hard Place - A 21ST Century Commentary on Isaiah, Chapters 13 to 23
 Will There Be a Russian Invasion of Israel?
Got Perpetuity?
Daniel's Prophecy of the 70 Weeks
Is John’s Baptism for Today?
 Who Really Owns the Land of Palestine?
Will There Be a Great Falling Away?
A 21st Century Commentary on Galatians
Iraq in the Bible
Edom in Bible Prophecy
Did the Lord's Churches Baptize by Immersion Before the 17th Century?
What is the Role of the Jews in this Dispensation?
Future Schlock:
A Historical Perspective
To Whom Does the Land of Palestine Belong?
Promise Keepers
One Church Dictatorship Revisited
Resolution to Stand Against Promise Keepers
Is Repentance for Today?
Experiencing the Teaching of Henry Blackaby
Protestantism & Catholicism Declared Separate Religions
Accountability
The Case for Closed Communion
Will Christ Return by the Year 2000?
Have You Received the Baptism With the Holy Ghost?
The Universal Church Theory
Weighed in the Balances and Found Wanting
Revised 2005
Touch Not The Lord's Anointed
Is the Command For Today?
What the Roman Catholic Church Teaches

 

Hoy día hay muchas especulaciones acerca de la construcción de un templo judío en Jerusalén, Israel - un templo con sacerdotes judíos y holocaustos de animales, como en los tiempos del Antiguo Testamento. Se dice que el profeta Ezequiel profetizó acerca de este templo en Jerusalén en los capítulos 40 - 48 de su profecía. Hay personas que creen que el templo de Ezequiel existirá durante el período del Milenio, pero no hay nada en el relato del templo de Ezequiel que dice que este templo será en el Milenio.

El sujeto del templo de Ezequiel es un sujeto un poco misterioso y difícil. Hay maestros que piensan que este templo de Ezequiel es una descripción de un templo que los judíos pudieron construir después de su regreso desde Babilonia hasta Judá en el sexto siglo AC, si hubieron sido fieles a Jehová, y si se hubieron arrepentido completamente de sus pecados, Ezequiel 43:10-11.

Hay otros que piensan y creen que la descripción del templo de Ezequiel es una figura que simboliza el progreso y crecimiento del evangelio de Cristo y del reino de Dios en la dispensación cristiana. En Ezequiel 47 vemos el río del santuario, las aguas que salen desde el templo para dar vida a todo el mundo, Ezequiel 47:8-9. Este corresponde al río de agua de vida en Apocalypsis 22:1-2. También corresponde con los ríos de agua viva de Juan 7:38. Por supuesto los ríos de agua viva de Juan 7:38 no son ríos literales. Son ríos que simboliza la vida nueva en Cristo, como en Juan 4:10.

Aun los maestros que interpretan el templo de Ezequiel en una manera literal no interpretan todos los detalles en una manera literal. Scofield, en su comentario acerca de Ezequiel 43:19, dice acerca de los holocaustos para expiación, que no son literalmente holocaustos para expiación. Dice, "Indudablemente estas ofrendas serán como un recordatorio que señalará retrospectivamente hacia la cruz, así como las ofrendas bajo el antiguo pacto eran anticipadores y miraban hacia adelante, a la cruz. En ninguna de estos casos tienen los sacrificios de animales el poder de quitar los pecados."

Si los holocaustos son solamente como un recordatorio o una señal de la obra de Cristo en la cruz, no son literalmente para expiación de los pecados. Los comentarios en la Biblia Scofield Nueva dicen que tal vez "esta referencia a holocaustos no es literal, porque tales ofrendas han sido abolidos, sino son una presentación del culto de Israel redimido, en su propia tierra y en el templo milenial, usando los términos familiares a los judíos del tiempo de Ezequiel."

En otras palabras, los redactores de la Biblia Scofield Nueva enseñan que es posible que no habrán holocaustos literales de animales en este templo de Ezequiel, y que los holocaustos son símbolos del culto verdadero de los creyentes en los días postreros. Esto es en acuerdo con las palabras de Cristo diciendo que no será necesario adorar a Dios en un templo literal en Jerusalén en la edad cristiana, Juan 4:21-23.

Creo que, si es permitido pensar que los sacrificios de animales en el Templo de Ezequiel no serán cumplidos en una manera literal, es permitido también decir que tal vez no será un templo literal en el Milenio. El apóstol Juan dice en Apocalypsis que no habrá templo en el Milenio porque Dios Todopoderoso es el Templo: "Y no vi en ella templo; porque el Señor Dios Todopoderoso es el templo de ella, y el Cordero." No habrán holocaustos de animales porque Cristo es el Cordero. ¿Por qué necesitamos ofrendas de animales si Cristo es nuestro Cordero?

Ezequiel 43:19, 44:10 y 44:15 dicen que los levitas que son del linaje de Sadoc serán los sacerdotes en el Templo. Pero Hebreos 7:11-16 dice que el sacerdocio levítico ha sido abolido y reemplazado con el sacerdocio de Cristo. Por esa razón la profecía del templo de Ezequiel no puede ser cumplida en una manera literal.

El sistema del Templo, con los sacerdotes y sacrificios de animales, era parte del pacto viejo, el pacto que estaba próximo a desaparecer, Hebreos 8:13. Por esa razón también la profecía del templo de Ezequiel no puede ser cumplida en una manera literal.

En Ezequiel 44:9 dice que los sacerdotes del templo deben ser circuncidados. Pero leemos en Gálatas 5:6 y 6:15 que la circuncisión no vale nada. Por esa razón también la profecía del templo de Ezequiel no puede ser cumplida en una manera literal.

Leemos en Hebreos 9:24 que Cristo es sacerdote en el santuario en el cielo, no en un santuario hecho de mano. Hebreos 9:13-14 dice que Cristo ofrece para nuestros pecados no la sangre de animales sino su propia sangre, la sangre de Cristo. Hebreos 8:1-2 dice que Cristo es sumo sacerdote del santuario y tabernáculo verdadero, levantado por el Señor, no por hombre, el santuario en el cielo. Cualquier templo o santuario en la tierra, levantado por hombre, hecho de mano, no puede ser el santuario verdadero de Cristo - debe ser un santuario falso. Por esa razón la profecía del templo de Ezequiel no puede ser cumplida en una manera literal.

Leemos en Hebreos 9:24 y Hebreos 10:1 que los sacrificios y templos de la edad del Antiguo Testamento son solamente figuras y sombras de los bienes verdaderos. Cuando Cristo venga, no habrá necesidad de las figuras y sombras y símbolos, porque la realidad ha venido. Hebreos 10:8-10 dice que Jehová ya no quiere las ofrendas y holocaustos y expiaciones del Antiguo Testamento, porque Cristo ha venido y ha hecho una ofrenda una vez para siempre. Una vez para siempre significa que no necesitamos el sacrificio de la misa de los sacerdotes católicos, ni los sacrificios de los hindus, ni los sacrificios de animales de los judíos. En Hebreos 13:11-14 el apóstol dice que debemos salir fuera del campamento de judaísmo con sus sacrificios. Si regresamos al sistema de judaísmo, es un hecho de apostasía, Hebreos 10:26-29 - es una manera de pisotear al Hijo de Dios y tener por inmunda la sangre del pacto, la sangre de Cristo. Por esa razón la profecía de Ezequiel no puede ser cumplida en una manera literal.

Desde el tiempo de la muerte de Cristo en la cruz, no ha habido necesidad para un templo con sacrificios de animales, Mateo 27:51, Hebreos 10:11-12. Hebreos 13:10 dice, "Tenemos un altar, del cual no tienen derecho de comer los que sirven al tabernáculo," que refiere a la Cena del Señor. La Cena del Señor no es para los que sacrifican animales en el tabernáculo (templo), y los sacrificios del templo no son para los cristianos que observan la Cena del Señor en la Iglesia del Señor.

No es necesario creer que toda la profecía de Ezequiel acerca del templo será cumplida en una manera literal. Aun los que insisten en el cumplimiento de la profecía no quieren cumplir todas las profecías de Ezequiel. Por ejemplo, lea Ezequiel 47:22-23: "Y echaréis sobre ella suertes por heredad para vosotros, y para los extranjeros que moran entre vosotros, que entre vosotros han engendrado hijos; y los tendréis como naturales entre los hijos de Israel; echarán suertes con vosotros para tener heredad entre las tribus de Israel. En la tribu en que morare el extranjero, allí le daréis su heredad, he dicho Jehová el Señor."

Para cumplir este pasaje literalmente, sería necesario dar reconocimiento a los derechos civiles de los palestinos en Israel, los extranjeros que moran entre los judíos. Sería necesario dar título a una porción de la tierra a los palestinos, de modo que tendrían heredad entre las tribus de Israel. Pero los zionistas, los que siguen la construcción de un templo judío en Jerusalén, con sacrificios de animals, no quieren dar heredad a los palestinos. Al contrario, quieren echar a los palestinos de su propia tierra y robar sus tierras y bienes para dar a los judíos.

Ellos no piensan que es importante cumplir esta porción de la profecía de Ezequiel en una manera literal. Pero hay personas extremistas que quieren destruir la mezquita en Jerusalén para construir un templo judío, aun si es necesario tener una guerra mundial, una guerra atómica, aun si la mayoría de los judíos es matada en la guerra. La Biblia no enseña que tenemos un deber de causar tales guerras y devastaciones para cumplir profecías especulativas que no son halladas en la Biblia ni basadas en la palabra de Dios. Nuestras órdenes son halladas en la Gran Comisión - id con el evangelio, haced discípulos, bauticen en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. No hay mención de un deber de encender guerras para construir un templo judío con sacrificios de animales.

Hay maestros proféticos que dicen que debe haber un templo judío en Jerusalén en el futuro, basada en el versículo Daniel 9:27. Pero este versículo no menciona un templo. El santuario de Daniel 9:27 es lo mismo como el santuario de Daniel 9:26, y los comentadores están de acuerdo que el santuario de 9:26 es el templo de Herodes que fue destruido por los romanos bajo el general Tito en 70 DC. Versículo 27 es una continuación de la descripción del templo de Herodes en 70 DC, y nada más.

Otros dicen que Mateo 24:15 es una predicción del templo en los días postreros. Pero este versículo no menciona un templo. "El lugar santo" puede referir a la tierra santa de los judíos, especialmente la tierra alrededor de la ciudad de Jerusalén. La abominación desoladora fue cumplida con la venida de los ejércitos romanos para destruir Jerusalén en 70 DC. Cuando los discípulos vieron esta señal, fue una advertencia para huir la cuidad de Jerusalén, Mateo 24:16-21. Los discípulos no pudieron ver una abominación dentro del templo, porque solo los sacerdotes entraron en el templo. La señal de la abominación desoladora ocurrió en el lugar santo o la tierra santa, donde toda la gente pudo ver la venida de los romanos. Es importante también recordar que los apóstoles estaban preguntando acerca de la destrucción del templo actual de Herodes en su propia generación, no un templo futuro en los días postreros, Mateo 24:1-3.

Hay maestros proféticos que dicen que 2 Tesalonicenses 2:3-4 refiere a un templo literal en el futuro. Piensan que el Anticristo se sentará en un templo literal, pero es importante recordar que este pasaje no menciona un templo en Jerusalén, ni menciona el Anticristo. Algunos piensan que el "hombre de pecado" es el papa católico romano, u otra figura histórica. Este templo no debe ser un templo literal. La palabra griega naos en Juan 2:19 significa el cuerpo de Cristo, no un templo literal. En 1 Corintios 6:19 naos significa el cuerpo literal del creyente. En 1 Corintios 3:16-17, 2 Corintios 6:16 y Efesios 2:21 naos significa el cuerpo de la familia de Dios, los cristianos. En 2 Tesalonicenses 2:4 naos puede refirir a la presencia de una persona que está entre el cuerpo (naos) de los cristianos, haciéndose pasar por Dios (como el papa). No es necesario tener un templo literal en Jerusalén ni en cualquier otro lugar, para cumplir este versículo.

Finalmente, los que hablan acerca de la necesidad de construir un templo literal en Jerusalén citan Apocalypsis 11:1. En este versículo Juan habla acerca de un templo y un altar y a los que adoran, como cosas en el tiempo presente de Juan, como cosas que existieron en su propio tiempo y generación. Estoy de acuerdo con los comentadores como Alfred Edersheim y Adam Clarke que enseñaron que el templo de Apocalypsis 11:1 fue el templo de Herodes, el templo que existió en el tiempo de Juan antes de la destrucción de Jerusalén en 70 DC. No hay información suficiente aquí, ni en ningún otro pasaje de la Biblia, para hacer especulaciones acerca de la construcción de un templo literal judío en Jerusalén con sacrificios de animales. No hay mandamiento en la Biblia entera que diga que los cristianos deben apoyar un programa de construir tal templo judío, ni que debemos apoyar en la expulsión y derrota de los árabes de modo que tal templo sea construido. Vamos a seguir adelante con el programa divino para esta dispensación, de predicar el evangelio de Cristo y fundar iglesias cristianas nuevotestamentarias en la tierra.

Hit Counter

VISITORS