La Naturaleza del Pacto de Dios Con Abraham

Por Thomas Williamson
3131 S. Archer Avenue
Chicago, Illinois  60608

 


HOME

Artículos en Español

Articles
Miller Time: The End of the World on October 22, 1844!
One People of God, or Two?
Prophecies of Book of Revelation Fulfilled in 18th Century America?
Are We Living in the Laodicean Age?
God's Land Grant to the Jewish People - Conditional or Unconditional?
Essays In Old Testament Prophecy
Should We Promote the "Left Behind" Theology
Temple in Jerusalem With Animal Sacrifices—Next Event on the Prophetic Calendar?
Between Iraq and a Hard Place - A 21ST Century Commentary on Isaiah, Chapters 13 to 23
 Will There Be a Russian Invasion of Israel?
Got Perpetuity?
Daniel's Prophecy of the 70 Weeks
Is John’s Baptism for Today?
 Who Really Owns the Land of Palestine?
Will There Be a Great Falling Away?
A 21st Century Commentary on Galatians
Iraq in the Bible
Edom in Bible Prophecy
Did the Lord's Churches Baptize by Immersion Before the 17th Century?
What is the Role of the Jews in this Dispensation?
Future Schlock:
A Historical Perspective
To Whom Does the Land of Palestine Belong?
Promise Keepers
One Church Dictatorship Revisited
Resolution to Stand Against Promise Keepers
Is Repentance for Today?
Experiencing the Teaching of Henry Blackaby
Protestantism & Catholicism Declared Separate Religions
Accountability
The Case for Closed Communion
Will Christ Return by the Year 2000?
Have You Received the Baptism With the Holy Ghost?
The Universal Church Theory
Weighed in the Balances and Found Wanting
Revised 2005
Touch Not The Lord's Anointed
Is the Command For Today?
What the Roman Catholic Church Teaches

 

          En enero del año 1997, un soldado del ejército de Israel fusiló a varios árabes en la ciudad de Hebrón en Palestina, con el propósito de prevenir la restitución de la tierra de Palestina a los árabes.  El soldado pensaba que Dios ha dado la tierra a los judíos y que sería un pecado devolverla a los árabes.  Hay muchos cristianos evangélicos que piensan lo mismo.

          Los que piensan así siempre citan Génesis 13:15, donde dice que la tierra de Palestina pertenecería a los descendientes de Abraham “para siempre.”  Los zionistas dicen que este pacto de Dios con Abraham era un pacto sin condiciones.  Piensan que aunque los judíos han quebrantado el pacto y han rechazado a su Mesías, la tierra de Palestina todavía pertenece a ellos.

          Pero la Biblia enseña que el pacto con Abraham era condicional.  Según Génesis 17:9-14, los judíos tuvieron que guardar el pacto o ser cortada del pueblo.  Levítico 26:40-45 enseña que los judíos deben confesar su iniquidad para preservar el pacto.  Deuteronomio 7:12, 1 Reyes 9:6-9, 2 Crónicas 7:19-22, Josué 23:15-16 y Exodo 19:5-6 enseñan lo mismo.  (Lea también Ezequiel 33:24-26, Juan 8:39).  El pacto era condicional, y si los judíos no obedecerían los mandamientos de Jehová, Jehová les echará de la tierra.

          La promesa de la tierra a Abraham era “para siempre,” pero esto no significa “eternamente.”  Exodo 12:23-24 dice que la ordenanza de la pascua era “para siempre.”  Deuteronomio 18:1-5 dice que debemos diezmar a los sacerdotes levitas “para siempre.”  Deuteronomio 23:2 dice que los amonitas y moabitas no pueden juntar a la casa de Dios “para siempre.”  Estos mandamientos no son para nosotros hoy día, porque eran solamente para la edad del Antiguo Testamento.

          En Génesis 17:7 Jehová le dio a Abraham la tierra “por pacto perpetuo.”  La palabra “perpetuo” no significa “eterno” tampoco.  Levítico 7:34 refiere a los sacrificios de paz como un estatuto “perpetuo.”  Levítico 10:15 refiere a las ofrendas de las grosuras como estatuto “perpetuo.”  Levítico 16:29 refiere al día de expiación como estatuto “perpetuo.”  Levítico 23:41 refiere a la fiesta de tabernáculos como estatuto “perpetuo.”  Números 18:19 refiere a las ofrendas elevadas como un pacto de sal “perpetuo.”  Números 19:9-10 refiere a la purificación con cenizas de una vaca como un estatuto “perpetuo.”  No observamos estos estatutos hoy día porque no son para nuestra dispensación.

          El pacto y la promesa de la tierra a los judíos no eran eternos.  Los judíos no guardaron las estipulaciones del pacto condicional, y por esa razón Jehová quitó el reino de Dios de los judíos, y lo dio a los cristianos, Mateo 21:42-45.  Nuestra heredad no es la tierra de Palestina, sino la nueva Jerusalén, la Jerusalén de arriba.  La Jerusalén actual no importa a nosotros, Juan 4:21, Gálatas 4:24-28, Hebreos 12:18-24.

          En Hebreos 8:13 leemos que el los términos del pacto viejo estaban anticuados  y estaban próximos de desaparecer.  Los términos terrenales del pacto de Abraham no eran eternos; desaparecieron cuando los romanos destruyeron el templo y la cuidad de Jerusalén en el año 70 D.C.  Los registros genealógicos de los judíos fueron destruidos también, y por lo tanto no hay ningún judío en el mundo que puede probar que él es un judío verdadero con derecho de propiedad a la tierra de Palestina.

          Vamos a seguir el ejemplo de Abraham, que está en el cielo y no tiene interés en recibir la tierra de Palestina por heredad, porque él tiene una heredad mejor, Hebreos 11:13-16.

          Hoy día hay evangelistas que predican que Jehová nunca cumplió su promesa de dar toda la tierra de Palestina a los descendientes de Abraham, y quieren luchar guerra atómica en el Medio Oriente para ganar la tierra para los judíos.  Esta creencia es una equivocación grande.  En 1 Reyes 4:21, 2 Samuel 8:3 y 2 Crónicas 9:26 aprendemos que Jehová dio a los judíos toda la tierra prometida a los descendientes de Abraham en Génesis 15:18.  Lea también Josué 11:23, 21:43-45, 1 Reyes 8:56, Nehemías 9:7-8, 24.  Dios ha cumplido su promesa a los judíos - no es necesario luchar una guerra atómica para cumplir una promesa que Dios ha cumplido hace 3400 años.

          No debemos pensar que Dios era unjusto quitar la tierra a los judíos desobedientes en el año 70. 

Dios ya ofrece a los judíos algo muy mejor - una heredad en la Jerusalén de arriba, si reciben al Mesías, el Señor Jesucristo, como Salvador y Señor.  Vamos a invitar a los judíos para compartir con nosotros en el pacto mejor y la heredad de la Nueva Jerusalén en el cielo.

Hit Counter

VISITORS